Olímpicos

La plata olímpica del ciclista Tom Dumoulin, un ejemplo de recuperación mental

El ciclista neerlandés Tom Dumoulin ganó el pasado miércoles en Tokyo la plata olímpica en la modalidad de contrarreloj. La noticia no sería una sorpresa en un ciclista de su calidad, si no fuera porque hace seis meses anunció su retirada indefinida del ciclismo para cuidar su salud mental, un tema que sobrevuela los Juegos Olímpicos tras el rechazo de la gimnasta Simone Biles a defender su título olímpico por los "demonios internos" que le provoca la alta presión de la competencia.

El ciclista holandés Tom Dumoulin hace una aparición como invitado para ver la Amstel Gold Race en Valkenburg el 18 de abril de 2021.
El ciclista holandés Tom Dumoulin hace una aparición como invitado para ver la Amstel Gold Race en Valkenburg el 18 de abril de 2021. AFP - MARCEL VAN HOORN
Anuncios

Tom Dumoulin vuelve a mostrarse un hombre feliz. Ganar una medalla de plata en unos Juegos Olímpicos, a priori, debería ser siempre un momento de felicidad. Casos como los de Simone Biles, Naomi Osaka o Mariana Pajón anteriormente, demuestran, sin embargo, que el camino no siempre es fácil para un deportista. No sólo físicamente, también a nivel mental. Tom Dumoulin no ha sido ajeno a ello.

"He sacado muchas lecciones de los dos últimos meses. También ha sido muy agradable. Me lo he pasado muy bien. Y estoy muy contento de que haya dado sus frutos hoy con una medalla de plata, que es lo mejor que podía hacer hoy", afirmaba a la agencia de noticias Reuters el miércoles, después de ganar su medalla de plata en la contrarreloj de los Juegos Olímpicos de Tokyo.

Con los "últimos meses" el ciclista neerlandés se refiere al periodo que ha pasado desde el 23 de enero de este mismo año. Aquel día, Dumoulin hizo una declaración que sorprendió a todo el mundo del ciclismo. Dejaba la competición temporalmente. Su cabeza no podía más.

Tom Dumoulin: "Me olvidé un poco de mí mismo"

"El equipo y yo decidimos ayer que me tome una licencia con un plazo desconocido de nuestro hermoso deporte. Durante demasiado tiempo he sentido una gran presión para rendir y siento que siempre quiero hacer lo mejor para el equipo, para todos los patrocinadores, los aficionados, etc", anunciaba aquel día en su perfil de Twitter.

En el proceso de mantenerse en la cima del ciclismo, Tom Dumoulin dejó de disfrutar de su deporte. "En ese proceso me olvidé un poco de mí mismo. Me olvidé de lo que realmente quiero dentro de este deporte y con mi futuro. Dado que no tengo esta respuesta clara para mí, en realidad tampoco estoy haciendo lo mejor para la gente que me rodea", añadió.

Ana Casares Polo, psicóloga del equipo ciclista profesional Burgos-BH, explica que "un ciclista de alto rendimiento al final es una persona que está poniendo al límite su cuerpo y su mente en situaciones de máximo esfuerzo a nivel particular, pero también de cara al exterior. Hay intereses comerciales, hay una olimpiada y muchos colectivos. Muchas veces el deportista pierde ese disfrute por todo ese entorno exterior que a veces no sabe manejar".

Ganador del Giro de Italia con 26 años

El 28 de mayo de 2017 el ciclista neerlandés Tom Dumoulin entraba sobre su bicicleta en la plaza del Duomo de Milán. Lo hacía enfundado en los colores azul, blanco y rojo que lo distinguían como campeón nacional de contrarreloj de su país. Cabeza gacha y las manos agarrando con fuerza el manillar de triatleta. Sus piernas largas de fondista parecían no dar más de sí sobre sus pedales. Aquel día, habían recorrido 29,3 kilómetros a una media de 52,6 km/h.

Dumoulin fue segundo en meta por detrás del también neerlandés Jos van Ende, que expresaba su felicidad golpeando una botella de agua contra el suelo de la sala de espera. No era para menos, había ganado al campeón nacional en su terreno, al que minutos más tarde se coronaría como campeón del Giro de Italia de 2017 por delante del colombiano Nairo Quintana. Le sobraron 31 segundos.

"Es una locura. No puedo describirlo con palabras. Estaba muy nervioso desde el principio del día. Tenía que mantenerme en calma pero no podía. Al final he tenido buenas piernas y he ido a por ello", declaraba a los micrófonos de la organización tras saberse ganador.

El ganador de la 100ª edición del Giro de Italia, el holandés Tom Dumoulin, del equipo Sunweb, sostiene el trofeo en el podio cerca de la catedral de Milán tras la última etapa, una contrarreloj individual entre Monza y Milán, el 28 de mayo de 2017. Tom Dumoulin ganó el Giro 100 por delante del colombiano Nairo Quintana, del equipo Movistar, segundo, y del corredor italiano del equipo Bahrain - Mérida, Vincenzo Nibali, tercero.
El ganador de la 100ª edición del Giro de Italia, el holandés Tom Dumoulin, del equipo Sunweb, sostiene el trofeo en el podio cerca de la catedral de Milán tras la última etapa, una contrarreloj individual entre Monza y Milán, el 28 de mayo de 2017. Tom Dumoulin ganó el Giro 100 por delante del colombiano Nairo Quintana, del equipo Movistar, segundo, y del corredor italiano del equipo Bahrain - Mérida, Vincenzo Nibali, tercero. AFP - LUK BENIES

Con 26 años, era el mejor momento de la carrera ciclista de Tom Dumoulin. En 2018 hizo segundo en el Giro de Italia y en el Tour de Francia. Su talento seguía intacto pese a no conseguir ganar aquellas grandes vueltas. Fueron, sin embargo, sus últimos grandes momentos hasta este pasado miércoles 28 de julio.

Un bajón de rendimiento inexplicable

Tras su Giro, muchos querían ver en él al nuevo Miguel Indurain. Su misma planta sobre la bici, muy potente en la contrarreloj y suficientemente bueno en las montañas como para aguantar a los mejores. El año 2019, sin embargo, acaba en blanco y comienzan a surgir los rumores.

En el Tour de 2020 no está al nivel esperado cuando se esperaba que fuera colider del Jumbo-Visma junto a Primoz Roglic, a la postre segundo clasificado y el pasado miércoles, también, campeón olímpico en contrarreloj. En la Vuelta a España de aquel año la decepción es mayor: abandona en la octava etapa.

"La mezcla entre urgencia, angustia y especulación es generadora de angustia, malestar, irritabilidad o desesperanza, los peores ingredientes para cocinar una buena ejecución deportiva que tenga como consecuencia cambios a mejor: un nuevo contrato, una mejora en las condiciones laborales o un rol de liderazgo en el nuevo equipo", afirma el psicólogo deportivo español Antonio Moreno.

El ciclista holandés del equipo Sunweb Tom dumoulin saluda a los aficionados antes de la salida de la 14ª etapa entre San Vito al Tagliamento y Monte Zoncolan de la 101ª edición del Giro de Italia, carrera ciclista, el 18 de mayo de 2018.
El ciclista holandés del equipo Sunweb Tom dumoulin saluda a los aficionados antes de la salida de la 14ª etapa entre San Vito al Tagliamento y Monte Zoncolan de la 101ª edición del Giro de Italia, carrera ciclista, el 18 de mayo de 2018. AFP - LUK BENIES

Moreno critica que en el deporte, y especialmente en el ciclismo, la especialidad en la que él trabaja, solamente se buscan soluciones cuando el deportista ya tiene problemas. "Pero no se siguen políticas preventivas de trabajar el bienestar, de procurar un bienestar en su práctica deportiva. Solo cuando hay problemas es cuando se recurre al psicólogo".

Casares Polo, sin embargo, afirma que en su equipo ella sí hace ese trabajo de seguimiento. "Yo me considero un acompañante, un guía que pone luz en cosas que el deportista ya tiene muchas veces dentro. Entonces, cuando el deportista descubre esto, es como una bombilla que se les enciende y es mucho más motivador para ellos ver que poseen un recurso que no habían tenido en cuenta", asevera.

¿Qué quiere Tom Dumoulin como persona?

En un vídeo difundido por su equipo tras el anuncio de su parón, Dumoulin se hacía preguntas. "¿Qué es lo que quiero? ¿Qué es lo que la persona Tom Dumoulin quiere hacer con su vida en este momento? La pregunta ha estado rondando profundamente en mí durante meses. No tengo tiempo para responderla porque la vida como ciclista profesional sigue". Dumoulin daba a entender que ya no disfrutaba de lo que hacía.

Disfrutar, como afirma Moreno, no es "tomarse a broma lo que se hace o estar de risas, disfrutar es algo parecido a que todas las privaciones, esfuerzos y sacrificios que hace un deportista no se sientan como obligaciones, sino como partes de un proceso en el que no te cuesta hacerlo, en el que te sientes recompensado por ello, contento por cómo está siendo tu progresión, es decir, saboreas el fruto de tu trabajo".

"Sin embargo, cuando todo ese proceso se vive como una carga, que oprime, que angustia, que deprime y no puedes compartirlo con nadie, o lo compartes y no encuentras comprensión o ayuda profesional, estamos hablando de salud mental, de bienestar", añade. El ciclista neerlandés hablaba precisamente de eso, de sentir que le habían quitado un gran peso de encima.

Cada vez más deportistas se atreven a hablar de su salud mental

El revuelo creado en los Juegos de Tokyo en torno a la salud mental de la gimnasta estadounidense Simone Biles es solo el último de otros episodios parecidos, incluido el de Dumoulin. También la tenista japonesa Naomi Osaka, que hace poco menos de dos meses decidió retirarse del abierto de Francia para centrarse en su bienestar interno.

En mayo, en este mismo medio, la estrella colombiana del BMX Mariana Pajón habló también de la importancia que para ella tiene su "entrenador mental" y de lo necesario que es hablar de salud mental en el deporte. "Uno debe afrontarlo con madurez y altura y decir: yo estoy sintiendo esto, es normal que lo sienta, tengo derecho, pero merezco también sentirme mejor", afirmó.

Los problemas de salud mental han existido siempre en el deporte, pero la actual visibilidad que los deportistas le están dando está ayudando también a romper tabús. Ana Casares apunta también a otra variante para esta ola de deportistas sobrepasados por la presión mental: la pandemia.

"Igual ha llegado a un punto en el que la pandemia ha tenido mucho que ver porque se ha llevado todo al límite, hay una incertidumbre, todo se ha retrasado un año y se crea colapso emocional".

Se dice que todos estos deportistas están marcando un nuevo camino en sus respectivas disciplinas. Su visibilidad, sin duda, es un importante espejo en el que muchos futuros atletas se mirarán en el futuro, y el caso de Tom Dumoulin, un ejemplo de que con la ayuda adecuada se pueden superar de los peores momentos.

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24

Lleve las noticias internacionales a todas partes con usted. Descargue la app de France 24