Economía

¿Grietas en la relación Trump-Bolsonaro? Brasil y EE. UU. se imponen aranceles mutuamente

El presidente Donald Trump compartió una cena de trabajo con el presidente brasileño Jair Bolsonaro en el resort Mar-a-Lago en Palm Beach, Florida, Estados Unidos, el 7 de marzo de 2020.
El presidente Donald Trump compartió una cena de trabajo con el presidente brasileño Jair Bolsonaro en el resort Mar-a-Lago en Palm Beach, Florida, Estados Unidos, el 7 de marzo de 2020. REUTERS - Tom Brenner

El domingo 30 de agosto de 2020 expiró en Brasil la exención de aranceles a la importación de etanol estadounidense, sin que el Gobierno de Jair Bolsonaro haya renovado el convenio. Al tiempo, Estados Unidos restringe sus compras de acero brasileño.

Anuncios

Si por algo se caracteriza la relación entre los presidentes de Estados Unidos y Brasil es por su cercanía ideológica. Basta con haber escuchado, en su más reciente encuentro, a Donald Trump elogiar el trabajo “fantástico” de su homólogo Jair Bolsonaro, en referencia a su manejo político de la pandemia del coronavirus. Pero, como en toda relación, no faltan las asperezas. Y esta vez son económicas.

El pasado domingo, expiró el convenio que le permitía a los productores de etanol estadounidense exportar a Brasil hasta 750 millones de litros anuales (198 millones de galones) sin el arancel establecido del 20 por ciento.

En declaraciones a las agencias Reuters y AFP, recogidas por medios locales, funcionarios del Gobierno de Brasil revelaron que el beneficio no se había renovado, lo que podría considerarse una derrota para los productores de maíz estadounidenses y una victoria para los azucareros brasileños.

"Tenemos un gran aprecio por Estados Unidos, un país con el que compartimos valores e ideales, pero los intereses estadounidenses no pueden anteponerse a los brasileños", habían escrito 39 congresistas de 13 partidos, en su mayoría de derecha y centro-derecha, en una carta enviada a Bolsonaro en días pasados.

Por su parte, 20 legisladores estadounidenses habían instado a la administración Trump, en otra misiva enviada recientemente al representante comercial, Robert Lighthizer, a presionar a Brasil para que mantuviera la exención.

"El trato desigual de Brasil al etanol estadounidense crea tensión económica en toda la industria, especialmente durante un año en el que Covid-19 está devastando la demanda de combustible en nuestro país", argumentaron en la carta fechada el 20 de agosto.

Ojo por ojo: aranceles a acero brasileño a cambio de impuestos al etanol  

Brasil fue el mercado de exportación de etanol más grande de Estados Unidos el año pasado, con compras que alcanzaron los 493 millones de dólares.

El etanol es una pieza comercial clave entre estos dos países, pero también lo es el acero, al que Estados Unidos acaba de imponer nuevas restricciones, alegando que sus productores locales se han visto seriamente afectados por la pandemia del coronavirus.

En concreto, la exención de aranceles a los productos brasileños de acero otorgada por Washington en mayo de 2018 y que prorrogó posteriormente, fue reducida parcialmente con una reducción de la cuota de exportación habilitada para recibir el beneficio.

De esta manera, la cuota para productos de acero semiacabados brasileños para el resto de 2020 será de 60.000 toneladas métricas, desde 350.000 toneladas métricas iniciales, aunque se mantienen los niveles de existentes para otros productos de acero.

Con Reuters, AFP y medios locales

 

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24