Economía

Chile: después de una semana, finaliza el paro camionero por acuerdo con el Gobierno

Varios camiones bloquean la carretera en protesta por la violencia que los afecta en la provincia de Araucanía, en Valparaíso, Chile, el primero de septiembre de 2020.
Varios camiones bloquean la carretera en protesta por la violencia que los afecta en la provincia de Araucanía, en Valparaíso, Chile, el primero de septiembre de 2020. REUTERS - IVAN ALVARADO

El Gobierno chileno y el gremio de camioneros anunciaron un acuerdo que puso fin a la huelga iniciada hace siete días para exigir seguridad en las carreteras y que provocó disturbios y desabastecimientos.

Anuncios

La Confederación Nacional del Transporte de Carga de Chile (CNTC) puso fin este 2 de septiembre a una huelga de siete días, con la que buscaba presionar al Gobierno para que acelerara una docena de proyectos de ley de seguridad.

Luego de largas conversaciones, los camioneros llegaron a un acuerdo con el Ejecutivo, que se comprometió a invertir alrededor de siete millones de dólares en infraestructura policial para combatir la peligrosidad en varias regiones del sur del país, así como para programas de apoyo e indemnizaciones a las familias de los conductores afectados.

Los detonantes de la movilización fueron la muerte de un camionero en marzo pasado como consecuencia de un ataque incendiario por parte de un grupo de encapuchados y los disparos de los que fue víctima hace dos semanas una niña durante un ataque al camión en el que viajaba con su familia.

La huelga, que sacó a más de 2.000 camiones a las carreteras, generó desabastecimientos de gasolina y productos básicos en algunas regiones del sur de Chile, el bloqueo de varios puertos marítimo, y al menos 50 cortes en rutas que comunican la capital con el resto del país.

"Vamos a estar muy atentos a que se cumpla lo pactado porque si no, volveremos a las carreteras", dijo José Villagran, vicepresidente del gremio.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, había dicho que su Gobierno siempre había simpatizado con la difícil situación de los camioneros, pero que bloquear carreteras e interrumpir las cadenas de suministro era “inaceptable”.

Los exportadores de salmón, frutas y silvicultura fueron los más damnificados, así como las estaciones de servicio que advirtieron escasez y los supermercados y los fabricantes de alimentos que plantearon un aumento de precios.

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24