Los demócratas ven reducida su ventaja en la Cámara de Representantes

Archivo: El presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara de Estados Unidos, Adam Schiff, y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, hablan sobre sus prioridades legislativas el 2 de octubre de 2019.
Archivo: El presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara de Estados Unidos, Adam Schiff, y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, hablan sobre sus prioridades legislativas el 2 de octubre de 2019. Jonathan Ernst / Reuters

Dos años después de las elecciones de medio término, en las que los demócratas se llevaron una mayoría importante, los republicanos redujeron esta semana la diferencia en la Cámara de Representantes. En el seno del partido liderado por Nancy Pelosi hay explicaciones encontradas para dar cuenta de este retroceso.

Anuncios

Los demócratas se presentaron a las elecciones del 3 de noviembre en las que los 435 escaños de la Cámara de Representantes estaban en juego, con grandes esperanzas de aumentar significativamente su control mayoritario en esa cámara.

En cambio, en una sacudida que ha arrojado una sombra sobre el partido, incluso si el demócrata Joe Biden logra derrotar al presidente Donald Trump como lo indican las proyecciones de AP, el partido sufrió la pérdida neta de alrededor de media docena de escaños en la Cámara de Representantes. Distritos como el sur de Nuevo México, el este de Iowa e incluso una parte de California, que habían recuperado los demócratas en 2018, no permanecieron en azul.

Al viernes 6 de noviembre, los demócratas cuentan con 208 escaños y los republicanos están en 193; es decir 15 escaños de diferencia y aún hay 34 curules por decidirse. El riesgo para los partidarios de Joe Biden, es que varios de esos distritos por atribuir podrían caer en manos de los republicanos. Un desenlace en el que probablemente los demócratas mantengan su mayoría en la nueva Cámara que se reunirá el 3 de enero, pero con un margen menor frente a los republicanos.

Una mayoría demócrata, polarizada

En una llamada en la que participaron varios representantes demócratas, Abigail Spanberger, candidata a mantener su puesto como representante en Virginia, habría, según Reuters, criticado a algunos de sus colegas por apoyar la financiación de los departamentos de policía tras una serie de muertes de afroamericanos durante arrestos o los tiroteos por parte de las fuerzas del orden. Spanberger se rehusó a hacer comentarios sobre el tema.

Spanberger, exanalista de la CIA, lidera por poco a un opositor republicano representando a un distrito que fue un bastión del Grand Old Party en Virginia.

La misma fuente dijo que varios demócratas también expresaron indignación frente a miembros liberales del partido que "abrazaban el socialismo" y se hicieron eco de la idea de que esta es una de las razones tras las pérdidas electorales en la carrera por la Cámara.

La representante Alexandria Ocasio-Cortez, de 31 años y que representa a un distrito liberal de la ciudad de Nueva York, se ha alineado con los Socialistas Demócratas de América, lo que ha generado reacciones en contra dentro del partido.

A lo largo de este año electoral, los republicanos han acusado a los demócratas de abogar por políticas de extrema izquierda con llamados a una legislación integral para abordar el cambio climático, ampliar la atención médica a todos los estadounidenses y reformar las leyes de inmigración de los Estados Unidos.

El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, el republicano más votado de EE.UU., en julio condenó la demanda de los demócratas por más de 3 billones de dólares en nuevas ayudas para paliar los efectos del coronavirus como "fantasías socialistas de no ir a ninguna parte". Desde entonces, el propio McConnell pidió también un nuevo plan de ayuda para luchar contra la pandemia.

Para defenderse y tratar de explicar a su vez la pérdida, Alexandria Ocasio-Cortez habló del voto latino. La representante de Nueva York ilustró su propósito con los resultados de la elección presidencial en Florida. En el estado sureño ganó Donald Trump, con una diferencia de 4 millones de votantes.

“No comentaré mucho sobre los resultados de esta noche ya que están evolucionando y en curso, pero diré que hemos estado haciendo sonar la alarma sobre las vulnerabilidades del Partido Demócrata con los latinos durante mucho, mucho tiempo. Hay una estrategia y un camino, pero el esfuerzo necesario simplemente no se ha realizado”, twitteó la congresista.

Pelosi: "No ganamos todas las batallas, pero ganamos la guerra"

La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, en declaraciones a su comité, dijo que las elecciones de este año "han sido una lucha a vida o muerte por el destino mismo de nuestra democracia. No ganamos todas las batallas, pero ganamos la guerra".

La líder demócrata añadió que con Trump como candidato a la reelección, los demócratas se enfrentaron a una batalla más dura que en 2018 cuando ganaron 40 escaños para arrebatar la mayoría a los republicanos.

Nancy Pelosi debería permanecer en su cargo
Nancy Pelosi debería permanecer en su cargo © Erin Scott/AFP

Las pérdidas de las elecciones de 2020 han llevado a un par de moderadores de la Cámara a fomentar la discusión sobre un desafío a la reelección de Pelosi como presidenta de la Cámara de Representantes en enero, según el periódico 'The Hill', que mencionó al representante Hakeem Jeffries como un posible retador.

Un portavoz de Jeffries dijo que la unidad del partido era primordial y que se presentará a la reelección como jefe del caucus demócrata pero no como portavoz.

Con Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24