Donald Trump presionó a un alto funcionario de Georgia para que "encuentre" votos a su favor

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y la primera dama Melania Trump descienden del Air Force One en la base conjunta Andrews en Maryland, Estados Unidos, el 31 de diciembre de 2020.
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y la primera dama Melania Trump descienden del Air Force One en la base conjunta Andrews en Maryland, Estados Unidos, el 31 de diciembre de 2020. © Tom Brenner / Reuters

El diario The Washington Post reveló que el mandatario saliente mantuvo una llamada telefónica con el secretario de Estado de Georgia, el republicano Brad Raffensperger, para forzarle a que “encuentre” los 11.780 votos que necesita para ganar en ese estado y lo amenazó con dudosas consecuencias penales.

Anuncios

El presidente saliente de Estados Unidos, Donald Trump, es el protagonista de una nueva polémica en torno al recuento de votos de las pasadas elecciones presidenciales del 3 de noviembre. Según unas grabaciones obtenidas y publicadas por el medio The Washington Post, Trump mantuvo una conversación telefónica con el secretario de Estado de Georgia presionándolo para que cambiara los resultados de las presidenciales en el estado sureño, donde Joe Biden ganó, y lo amenazó con consecuencias penales si no lo hacía. 

La llamada al secretario Brad Raffensperger, que también es un miembro del partido republicano, es el último movimiento del presidente saliente, tras una serie de intentos, sin precedentes en la historia de la presidencia de Estados Unidos, de revertir el resultado electoral.

Acusaciones de fraude electoral sin fundamento y amenazas penales

En la llamada se escucha a Trump alegar ante el funcionario que ha habido “fraude electoral” y que se han eliminado votos republicanos y añadido votos demócratas. Ante esto, Raffensperger le espetó que no tienen constancia de esto y que perdió las elecciones en el estado. 

El secretario de Estado de Georgia, Brad Raffensperger, habla durante una rueda de prensa el lunes 14 de diciembre de 2020 en Atlanta.
El secretario de Estado de Georgia, Brad Raffensperger, habla durante una rueda de prensa el lunes 14 de diciembre de 2020 en Atlanta. © John Bazemore / AP

Las acusaciones de fraude que Donald Trump ha llevado hasta los tribunales han sido constantemente desestimadas y los recuentos de estados claves, como Georgia, se han producido hasta tres veces, confirmado la victoria demócrata por 11.779 votos de diferencia. 

Durante la conversación entre Trump y Raffensperger, el mandatario sostuvo varias frases polémicas al asegurar que “todo lo que quiero hacer es esto. Solo quiero encontrar 11.780 votos, que es uno más de los que tenemos. Porque ganamos el estado". En las grabaciones se intuye la intención del mandatario de revertir el resultado confirmado en Georgia.

La respuesta de Raffensperger fue que los datos que poseía el presidente “eran incorrectos”, alegando que muchas de las supuestas pruebas que el mandatario defiende son falsas o están manipuladas. 

En otro punto de la conversación, Trump pareció amenazar a Raffensperger y Ryan Germany, el asesor legal del secretario de Estado, al sugerir que ambos podrían ser penalmente responsables si no encontraban que miles de papeletas en el condado de Fulton habían sido destruidas ilegalmente. No hay evidencia que respalde la afirmación de Trump.

Varios funcionarios electorales de todo el país y el ex fiscal general de Trump, William Barr, han dicho que no hubo un fraude generalizado en las elecciones. Los gobernadores republicanos en Arizona y Georgia, estados claves en el campo de batalla cruciales para la victoria de Biden, también han respondido por la integridad de sus elecciones estatales.

Casi todos los desafíos legales de Trump y sus aliados han sido desestimados por los jueces, incluidos dos rechazados por la Corte Suprema, que tiene tres magistrados nominados por Trump.

Avalancha de críticas a Donald Trump

Las grabaciones lanzadas al público por el diario The Washington Post han causado una oleada de rechazos contra la actitud y las formas de Donald Trump. A estas alturas, a menos de dos semanas para la investidura de Joe Biden como presidente, ningún ex mandatario había tardado tanto en reconocer la derrota. 

El Partido Demócrata en bloque condenó lo escuchado en las grabaciones y algunos miembros del partido republicano hicieron los mismo. Además del rechazo, algunos senadores demócratas aseguraron que lo escuchado merece abrir una investigación criminal contra el presidente saliente por “amenazar” a un funcionario. 

El asesor principal de Biden, Bob Bauer, aseguró que lo escuchado "captura toda la vergonzosa historia sobre el ataque de Donald Trump a la democracia estadounidense".

Polémica a las puertas de la segunda vuelta por el Senado en Georgia

Las grabaciones salieron a la luz a unas horas de que este 5 de enero comience la segunda vuelta por la carrera hacia el Senado de los senadores de Georgia. Esta segunda vuelta se da luego de que ninguno de los dos candidatos a la bancada de la Cámara Alta obtuviesen al menos el 50% de la votos. 

Actualmente, el Senado tiene confirmados 50 senadores republicanos y 48 demócratas y están pendientes los dos puestos del estado de Georgia. Si los gana el Partido Demócrata habría un empate y sería la vicepresidenta Kamala Harris quien tuviese la llave para desempatar. Esto sería fundamental de cara a las aspiraciones gubernamentales de Joe Biden. 

A la segunda vuelta se presentarán David Perdue y Kelly Loeffler por el partido republicano y John Ossoff y Raphael Warnock por el demócrata.

El periodo de transición entre Donald Trump y Joe Biden ha sido el más atípico de la historia debido a la gran polarización impuesta por el mandatario republicano y el rechazo constante a los resultados electorales. Este cuestionamiento continuo del sistema estadounidense ha preocupado a muchos, ya que el discurso también ha calado en una parte significativa de la población. 

A pesar de los intentos constantes de Trump, el Congreso se reunirá este 6 de enero para certificar la victoria de Joe Biden y este será investido el próximo 20 de enero como nuevo presidente de Estados Unidos. 

Con AP y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24