Joe Biden declara un "desastre mayor" por el gélido temporal en Texas

Ciudadanos esperan en línea para llenar las bombonas de gas en medio de un gélido temporal en Texas, Estados Unidos.
Ciudadanos esperan en línea para llenar las bombonas de gas en medio de un gélido temporal en Texas, Estados Unidos. © AP - David J. Phillip

La Casa Blanca anunció este sábado que fue aprobada una declaración de catástrofe "grave" para el estado sureño de Texas, que afronta las secuelas de la tormenta invernal que ha dejado a miles de personas sin electricidad, gas ni agua potable. 

Anuncios

El presidente estadounidense, Joe Biden, declaró el viernes un “desastre mayor” para el estado sureño de Texas, debido a los estragos que ha causado el fuerte temporal de invierno que deja al menos 59 fallecidos en todo el país. La información fue confirmada por la Casa Blanca a través de un comunicado. 

Sin electricidad, agua potable, ni gas para activar la calefacción. Es la trágica situación de miles de tejanos golpeados por la ola de frío durante los últimos cinco días. "Es bastante difícil encontrar agua embotellada. Estamos teniendo que hervir, ya sabes, para lavar los platos o hacer cualquier cosa", declaró un residente.

Ante esta emergencia y como vino anunciando el presidente en los últimos días, la Casa Blanca informó este sábado que pone a disposición de más de 70 condados la asistencia federal para apoyar a los gobiernos locales a la recuperación de las zonas afectadas.

"La asistencia puede incluir subvenciones para viviendas temporales y reparaciones de casas, préstamos de bajo costo para cubrir las pérdidas de propiedades no aseguradas y otros programas para ayudar a los individuos y a los propietarios de negocios a recuperarse de los efectos del desastre", señaló la nota gubernamental.

“Si Dios quiere, esto traerá mucho alivio a muchos tejanos”, dijo el viernes el mandatario demócrata, quién finalmente este sábado aprobó la declaración de catástrofe grave para Texas, una de las regiones más ricas del país. El presidente también está barajando realizar un viaje oficial para visualizar la magnitud de la catástrofe provocada por las bajas temperaturas.

El plan de la Administración Biden pone a disposición de los miles de afectados fondos para la reparación de sus hogares, préstamos de bajo costo y el alojamiento temporal para aquellos que se han quedado sin nada por culpa de la histórica ola de frío. La Casa Blanca también dijo que están trabajando estrechamente con el gobierno local.

Por su parte, el gobernador de Texas, el republicano Greg Abbott, que no reconoció inicialmente la victoria electoral de Biden en noviembre, agradeció la aprobación de la declaración de gran desastre, alegando que “era un primer paso importante”, pero señaló que la ayuda es solo para 77 condados y no para todos los 254 condados que conforman el estado.

Alexandria Ocasio-Cortez recolecta 4 millones de dólares para los damnificados

 

La congresista demócrata Alexandria Ocasio-Cortez hizo un llamado a la solidaridad con los tejanos.
La congresista demócrata Alexandria Ocasio-Cortez hizo un llamado a la solidaridad con los tejanos. © REUTERS - ELIZABETH CONLEY/POO

 

Este sábado, la congresista demócrata Alexandria Ocasio-Cortez anunció que su equipo legislativo había conseguido recolectar cuatro millones de dólares, tras un llamado a la solidaridad nacional desde la ciudad Houston, que irán destinados a las personas afectadas.

“Tenemos que unirnos en torno a este estado. Tenemos que reunir el apoyo federal para los tejanos y el estado de Texas, y tenemos que asegurarnos de que tomamos decisiones políticas a corto y largo plazo para que este tipo de devastación, devastación evitable, no vuelva a ocurrir”, recalcó la congresista.

Cortez-Ocasio enfatizó que la ayuda irá destinada a todos los habitantes afectados por el temporal “ya sea que estés documentado o indocumentado, puedes tener asistencia aquí, en el Banco de Alimentos de Houston” y apeló a una revisión de los mecanismos para prevenir este tipo de desastres.

Más de 78.000 hogares continúan sin electricidad 

Pese a que todas las centrales eléctricas del estado habían vuelto al servicio tras varios días bloqueadas por las congelaciones y el frío extremo, más de 78.000 hogares siguen sin electricidad y los residentes de 160 condados siguen sufriendo cortes en el servicio de agua potable, según la Comisión de Calidad Ambiental de Texas.

El jueves, el gobernador Abbott instó a los legisladores a aprobar una norma que garantice que la red esté preparada para el clima frío que, debido al cambio climático, se avecina en el futuro en el estado que mayor cantidad de petróleo y gas produce en Estados Unidos.

Sumado a los cortes en los suministros de agua y electricidad, que han enfurecido a los residentes, está el desabastecimiento de agua potable y otros alimentos en los comercios locales. “Más de un millón de unidades de agua serán repartidas. Reconocemos que hay mucha gente que simplemente no tiene los medios para ir a las tiendas de comestibles y comprar. Han sido golpeados y tener que lidiar con tanto y luego mientras estamos bajo el aviso de hervir el agua añade aún más presión sobre ellos”, reconoció el alcalde de Houston, Sylvester Turner.

Con Reuters y AFP

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24