EE. UU.: el estado con más ejecuciones prohibirá las penas de muerte

Un cartel con la frase "me opongo a la pena de muerte" es sostenido por un manifestante a las afueras del Centro Correccional de Greensville, Virginia, Estados Unidos. Archivo.
Un cartel con la frase "me opongo a la pena de muerte" es sostenido por un manifestante a las afueras del Centro Correccional de Greensville, Virginia, Estados Unidos. Archivo. AFP - EDOUARD GUIHAIRE

Este miércoles, el gobernador de Virginia aprobó una ley para abolir la pena de muerte, cumpliendo así su promesa de prohibir la pena capital en un estado que tiene el mayor récord en ejecuciones de todo Estados Unidos.

Anuncios

El estado de Virginia, en el sureste de Estados Unidos, se convirtió en el primer estado exconfederado en deshacerse del castigo final. El gobernador de Virginia, el demócrata Ralph Northam, firmó la ley de abolición que aprobaron previamente las dos cámaras legislativas estatales. Durante una ceremonia en el Centro Correccional de Greensville, el funcionario aseguró que la medida ayudaría a reformar un sistema de justicia imperfecto.

La última ejecución realizada en el estado sureño fue en 2017. En total, 1.390 personas murieron por la pena capital en Virginia desde el año 1608 hasta 2019, según la base de datos Espy File. Eso hace de Virginia el estado de EE. UU. que más sentencias de muerte ha aplicado en toda la historia. 

Con la nueva ley, Virginia se convierte en el estado número 23 -de 50- en abolir la pena de muerte en Estados Unidos. “Este es un paso importante para asegurar que nuestro sistema de justicia penal es justo e igualitario para todos”, dijo Northam.

 

Sarah Craft, directora del programa de pena de muerte del grupo Equal Justice USA, aplaudió la medida. “Esta es la acción final de un golpe aplastante contra la pena de muerte (…) Es parte del reconocimiento de nuestro país, con un legado amplio y profundo de injusticia racial”, dijo.

Según el gobernador de Virginia, la pena de muerte se usa de manera desproporcionada contra los afroamericanos, que representaron a 296 de los 377 presos ejecutados por el Estado en el siglo XX.

Cuatro siglos de pena capital en Estados Unidos

El capitán George Kendall, acusado de traición en 1608, fue la primera persona ejecutada en Estados Unidos, en tiempos en los que Virginia era parte de la colonia británica.

Desde entonces, en Virginia se ejecutaron desde piratas en el siglo XVIII, hasta John Allen Muhammad, el llamado “francotirador de Washington”. Los castigos se hicieron de diferentes maneras: colgados en la horca, fusilados, en la silla eléctrica o más recientemente con una inyección letal.

Más de cuatro siglos después, en 2017, el Estado acabó con la vida de William Morva, quien fue su último ejecutado.

Con Reuters, EFE y medios locales

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24