La Unión Europea y el Reino Unido logran un acuerdo sobre su relación comercial post-Brexit

Michel Barnier, negociador de la UE, y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en Bruselas el 24 de diciembre de 2020.
Michel Barnier, negociador de la UE, y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en Bruselas el 24 de diciembre de 2020. © Francisco Seco/Pool via Reuters

Londres y Bruselas anunciaron que tras 11 meses de discusiones, alcanzaron un acuerdo para su relación comercial tras la salida de Reino Unido del bloque. El pacto llega a una semana del fin del periodo de transición fijado para abandonar el Espacio Económico Europeo definitivamente.

Anuncios

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, anunció este 24 de diciembre que el bloque comunitario y el Reino Unido alcanzaron un acuerdo sobre su relación comercial tras el largo proceso del Brexit, que ha durado más de cuatro años desde el referendo realizado en 2016.

"Finalmente hemos encontrado un acuerdo. Ha sido un camino largo y sinuoso, pero tenemos un buen acuerdo. Es justo, es equilibrado, y es lo correcto y responsable para ambas partes. Las negociaciones han sido muy difíciles (...) Es un acuerdo por el que había que luchar", aseguró Von der Leyen. 

La presidenta de la Comisión dijo también que el acuerdo evitaría complicaciones tanto a los trabajadores, a las empresas y a los viajeros una vez finalizado el periodo de transición del 1 de enero. "Nos permitirá asegurar que finalmente podamos dejar el Brexit detrás y Europa continúe avanzando", dijo la alta funcionaria del bloque. 

Boris Johnson: 'Hemos recuperado el control de nuestro destino'

El primer ministro británico, Boris Johnson, aseguró que su país había "recuperado el control de sus leyes y su destino". El mandatario publicó una foto de sí mismo en la sede de Gobierno en Downing Street, levantando ambos brazos con un gesto triunfal acompañada de las palabras "El trato está hecho".

"Hemos resuelto hoy una cuestión que ha atormentado nuestra política durante décadas y depende de nosotros, todos juntos, como nación nueva y verdaderamente independiente, darnos cuenta de la inmensidad de este momento y aprovecharlo al máximo", dijo el líder británico.

Si bien Johnson también admitió que el acuerdo no va tan lejos como le "hubiera gustado", aseguró que este sentaría las bases de una relación estable con el bloque. "Seremos su amigo, su aliado, su apoyo y, de hecho, nunca dejemos que se olvide, su mercado número uno", dijo el político británico.

Johnson hizo hincapié en que se trata del "mayor acuerdo comercial" que firma su país, con 668.000 millones de libras (unos 904.80 millones de dólares) y lo calificó como un pacto "completo al estilo del de Canadá, que protegerá empleos" y permitirá vender productos británicos sin aranceles ni cuotas en el mercado de la Unión.

"La unidad y la fuerza dieron sus frutos": Europa reacciona al acuerdo post-Brexit

Reino Unido abandonó formalmente la Unión Europea el 31 de enero, pero ha permanecido en un período de transición desde entonces. El acuerdo alcanzado este jueves evita una salida dura del bloque a pocos días de fin de año. Tras esa fecha, la Unión Europea pasará a considerar a Reino Unido como un tercer país.

La canciller alemana, Angela Merkel, cuyo país está al mando de la presidencia rotatoria de la UE, dijo que espera que Berlín pueda decidir rápidamente si respalda el acuerdo. "El Gobierno federal ahora examinará de cerca el texto. (...) La Comisión ha mantenido informados a los estados miembros durante todo el proceso de negociación", precisó.

Por su parte, el presidente francés, Emmanuel Macron, quien ha presionado a ambas partes por conseguir un acuerdo afín a los intereses europeos, dijo que la "unidad y la fuerza de Europa dieron sus frutos''. También aseguró que el acuerdo es fundamental para proteger a los ciudadanos de los países miembros de la UE y a los pescadores y productores del espacio común. "Nos aseguraremos de que así sea", remarcó.

El presidente Emmanuel Macron durante una visita al Hospital Necker, en París, el 4 de diciembre.
El presidente Emmanuel Macron durante una visita al Hospital Necker, en París, el 4 de diciembre. © Thomas Samson, AFP

Entre tanto, Simon Coveney, ministro de Relaciones Exteriores de Irlanda -país especialmente afectado por el Brexit por compartir frontera, un pasado violento y un estrecho comercio con la nación británica de Irlanda del Norte-, celebró el pacto y dijo que "finalmente tenemos la certeza de que hay un acuerdo comercial que creo que protege a Irlanda en las circunstancias tan bien como podríamos haber esperado".

Coveney destacó que el pacto asegura que no volverá a erigirse una "frontera dura" entre las dos Irlandas, una de las líneas rojas para este país durante todo este proceso, ya que el Brexit amenazaba su unidad, clave para toda la economía de la isla y para los Acuerdos de Viernes Santo de 1998, que pusieron fin a décadas de conflicto entre Irlanda e Irlanda del Norte.

Si bien todos los detalles del acuerdo, que cuenta con más de 2.000 páginas, no están claros, Coveney confirmó que "el mercado único está a salvo", así como "la posición de Irlanda" dentro de ese espacio económico. Tampoco habrá "aranceles o cuotas sobre el comercio", al tiempo que comienza una "nueva" era de relaciones con el Reino Unido.

"Esto supondrá un gran alivio para las empresas británicas"

Tras un año de múltiples pérdidas por la pandemia de coronavirus, Reino Unido y los 27 Estados miembro de la Unión Europea buscan amortiguar un nuevo golpe a sus economías, algo que se ha perseguido durante las negociaciones del pacto, con el que se suavizará el golpe de un Brexit duro. 

"Esto supondrá un gran alivio para las empresas británicas en un momento en el que la resiliencia está en su punto más bajo (...) Es vital que ambas partes tomen medidas instantáneas para mantener el comercio en movimiento y los servicios fluyendo mientras las empresas se ajustan", aseguró Tony Danker, director general de la Confederación de la Industria Británica.

Por su parte, Adam Marshall, director general de las Cámaras de Comercio Británicas, dijo que "después de cuatro largos años de incertidumbre y agitación, y solo unos días antes del final de la transición, las empresas podrán reunir poco más que una ovación apagada y cansada. (...) No olvidemos que muchas empresas ya están de rodillas por el impacto de la crisis del coronavirus".

Con EFE y Reuters

Boletín de noticiasSuscríbase para recibir los boletines de France 24