Casi 300.000 muertes más de lo habitual en EEUU desde la pandemia

Washington (AFP) –

Anuncios

Estados Unidos ha registrado alrededor de 300.000 muertes más que lo habitual desde finales de enero, con al menos dos tercios atribuibles al covid-19, indicó un estudio del gobierno difundido el martes.

El informe de los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades (CDC, por su sigla en inglés) estima que se produjeron 299.028 "muertes en exceso" desde finales de enero -cuando empezó a cobrar fuerza la pandemia- hasta el 3 de octubre de 2020, de las cuales 198.081 (66%) fueron causadas por covid-19.

Como referencia, los CDC compararon las muertes semanales en 2020 con el promedio de muertes semanales de 2015 a 2019.

Las muertes en exceso se definen como el número de personas que han muerto por todas las causas, excediendo el número de muertes previsto para un lugar y un momento determinados.

El estudio advirtió que varias muertes pueden haber sido clasificadas de manera errónea cuando en realidad eran atribuibles al covid-19, mientras que otras pueden haber ocurrido "debido a interrupciones en el acceso o la utilización de la atención médica".

Según el informe, en 2020 aumentaron las muertes por enfermedades circulatorias (incluida la hipertensión, los ataques cardíacos y los accidentes cerebrovasculares), por Alzheimer, demencia y enfermedades respiratorias.

Si bien el mayor número de muertes en exceso (94.646) se registró entre las personas de 75 a 84 años, el grupo que experimentó un mayor aumento en términos relativos fue el de los adultos de 25 a 44 años.

Su tasa de mortalidad excesiva aumentó un 26,5%, mientras que el exceso de muertes entre los menores de 25 años incluso se redujo en 2%.

Los habitantes latinos y negros fueron golpeados duramente, con un alza de muertes en exceso de 53,6% y 32,9%, respectivamente. El exceso de muertes entre los asiáticos aumentó un 36,6%.

En tanto, las personas blancas registraron un 11,9% más de muertes en comparación con las cifras medias de 2015-2019.

Hasta el martes, el número de muertes por el nuevo coronavirus en Estados Unidos era de más de 220.000, según la Universidad Johns Hopkins.