"Siempre buscamos novedades", dice Prudhomme sobre recorrido del Tour

París (AFP) –

Anuncios

El director del Tour de Francia, Christian Prudhomme, dijo a la AFP que en el diseño del recorrido de la edición de 2021, presentado este domingo, se intentó "variar al máximo" y "buscar novedades" respecto a otros años.

La montaña tendrá en principio algo menos de peso que en 2020, pero Prudhomme cree que también se incluyen grandes retos y alicientes para los escaladores.

PREGUNTA: ¿Cuál fue su primer problema para este Tour?

RESPUESTA: "Primero, hacer un recorrido. Puede parecer estúpido, pero en pleno corazón del verano (boreal) tuvimos que cambiar casi una semana, después de los cambios de fechas de la Eurocopa de fútbol y de los Juegos Olímpicos. Nos encontramos a finales de julio sin lugar de salida para 2021 (que iba a ser Copenhague). Quiero dar las gracias de una manera muy sincera al Consejo Regional de Bretaña, que dio su visto bueno para adelantar un año su Gran Salida".

P: ¿Qué consecuencias tuvo eso sobre el recorrido?

R: "Tuvimos que buscar nuevas etapas para llegar al punto de encuentro, que se sitúa en Morvan, respecto a lo que estaba previsto inicialmente. Así que lo primero era buscar otra primera semana. Siempre con el mismo ánimo de variar al máximo y de ir a buscar novedades, como el Signal d'Uchon antes de la llegada a Creusot o reducir las etapas llanas que sepamos que van a terminar con un esprint".

P: ¿Por qué incluir una etapa larga de 248 kilómetros?

R: "Es la etapa más larga en el Tour desde hace veinte años, con 2.000 metros de desnivel en los cien últimos kilómetros. La víspera es exactamente lo contrario, con la etapa de Châteauroux, que es corta, pero con 75 kilómetros sometidos al viento".

P: ¿Por qué se han suavizado los Alpes?

R: "Los Alpes van a ser el primer macizo montañoso (por orden de paso en el Tour de 2021). El recorrido depende mucho del lugar de la Gran Salida. El Tour 2020 comenzó en Niza y era evidentemente más montañoso, teníamos la ocasión de ir enseguida a la montaña. La primera semana es la que marca la diferencia. Pero no es una diferencia enorme, tenemos 27 puertos en lugar de 29 y vamos a subir más alto, aunque el Puerto de Envalira (2.408 metros) no sea la más dura de las subidas. En la última etapa de montaña todo puede ocurrir, con el Tourmalet y Luz Ardiden. La víspera también, con la subida del Portet, que es importante. Hay opciones (para los escaladores)".

P: ¿El desarrollo del Tour en este 2020 ha influido en la concepción de la próxima edición?

R: "Sí, en el número de llegadas en alto. Podríamos haber puesto cuatro, por ejemplo con la de Andorra. Hemos preferido apoyarnos en las pendientes de Beixalis y apostar por una llegada en Andorra la Vieja. Existe la voluntad de hacer que se prolongue el interés deportivo".

P: ¿Y por qué las dos etapas contrarreloj?

R: "No deseo que haya tres etapas consecutivas para los velocistas. Cuando venimos de Bretaña hay forzosamente una serie de etapas llanas. ¿Cómo romper eso? Con una contrarreloj".

P: ¿Por qué se fija la meta en Malaucène (tras un descenso) en la etapa del Monte Ventoux?

R: "La idea es mostrar el Ventoux con todas sus caras. Eso permite también diseminar al público".

P: ¿Qué mensaje tiene sobre la pandemia del covid-19?

R: "Quiero dar las gracias a los organizadores (de las diferentes carreras), que a menudo son voluntarios y que luchan para que su prueba exista. Si la situación perdura será todavía más complicado para ellos y sus carreras son indispensables para la famosa pirámide del ciclismo. La Ruta de Occitania o los Tours del Ain, de Limousin, de Poitou-Charentes han sido importantes antes del Tour".

P: ¿Está preocupado por cómo pueda seguir afectando el covid-19?

R: "Tengo una respuesta como ciudadano. En el Tour de Francia, la palabra más importante es Francia. Solo puedo desear que la situación se solucione, para nuestro país y para el mundo".