Trump firma presupuesto de una semana para evitar cierre del gobierno

Washington (AFP) –

Anuncios

El Senado de Estados Unidos aprobó y el presidente Donald Trump firmó este mismo viernes un presupuesto de una semana para evitar el cierre del gobierno y permitir que los legisladores continúen negociando un paquete de ayuda financiera para ciudadanos y empresas en dificultades por la pandemia.

La Cámara alta aprobó la medida días después de que la Cámara de Representantes hiciera lo propio. Este presupuesto extiende los fondos actuales para todas las agencias federales hasta el 18 de diciembre.

Trump lo firmó en la noche del viernes, según explicó la Casa Blanca, horas antes de la medianoche, límite más allá del cual los fondos para las operaciones federales se habrían agotado.

La postergación por una semana evita, por ahora, la perspectiva de un cierre del gobierno, cuando el país enfrenta un aumento de las infecciones y muertes por covid-19 sin un nuevo alivio económico para las familias y empresas.

Los legisladores disponen ahora de tiempo adicional para elaborar un paquete de rescate, que muchos de ellos han tratado de incluir en un amplio proyecto de ley de gastos generales.

- Días de intenso trabajo -

Pero las disputas por llegar a un acuerdo sobre el alivio de la pandemia y la financiación federal para el año fiscal 2021, que comenzó el 1 de octubre, auguran días de intenso trabajo legislativo antes de las vacaciones de Navidad.

El arreglo temporal estuvo en riesgo por una combinación improbable entre el senador conservador Josh Hawley y el senador izquierdista Bernie Sanders, que buscan que sea enviada una nueva ronda de cheques directamente a los estadounidenses como ayuda contra las dificultades económicas que trajo la pandemia.

Sanders se retractó el viernes de su amenaza de rechazar la medida provisional si no comprendía cheques de reembolso de 1.200 dólares por adulto y 500 por niño.

"Estoy preparado para retirar mi objeción por el momento, pero no para retirarla la próxima semana", advirtió Sanders a sus colegas en la sala.

"No vamos a ir a casa para las vacaciones de Navidad" a menos que se acuerden pagos directos a los hogares, agregó.

Un grupo bipartidista de legisladores ha estado trabajando para perfeccionar un plan de estímulo de 908.000 millones de dólares, que incluye nuevas ayudas para el desempleo, para los gobiernos estatales y locales y protecciones de responsabilidad limitada para las empresas.

Sin embargo, los máximos dirigentes de los partidos no logran llegar a un acuerdo sobre el paquete.

El líder de la mayoría republicana del Senado, Mitch McConnell, insiste en que el paquete actual no es viable porque se requiere más dinero para las empresas.

Y Chuck Schumer, jefe de la bancada demócrata en el Senado, dijo que era "alucinante" que McConnell hiciera tal demanda mientras millones de estadounidenses enfrentan la peor recesión económica en décadas en medio de la mayor crisis sanitaria en un siglo.

La presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, señaló por su lado el jueves que podría disponer que los legisladores permanezcan en Washington, incluso más allá de Navidad si es necesario, hasta que se alcance un acuerdo.